El infarto agudo de miocardio (IAM), frecuentemente conocido como ataque cardíaco, ocurre cuando el flujo sanguíneo hacia una parte del músculo cardíaco se para o disminuye, causando daño.  Los síntomas incluyen sensación de ardor de estómago, sudor frío, sensación de desmayo, náuseas, sensación de cansancio, dificultad para respirar y malestar hacia la mandíbula, la espalda, el cuello, el hombro o el brazo.  El dolor torácico en el centro o en el lado izquierdo puede durar más de unos minutos. Un ataque cardíaco puede provocar insuficiencia cardíaca [1].

Cannabis medicinal y ataque cardíaco

La literatura científica ha informado sobre la relación posible entre el consumo de cannabis y los eventos cardiovasculares en personas mayores con cardiopatía coronaria y con taquicardia en reposo.

Además, el riesgo del ataque cardíaco aumentó aproximadamente cinco veces después de una hora de fumar cannabis en comparación con un período de no fumarlo.

Un estudio de análisis multi-variante reveló que el consumo de cannabis se asoció con un aumento de un 3-8% del riesgo de desarrollo agudo de infarto de miocardio[2]. Sin embargo, los dos cannabinoides principales contenidos en la planta de cannabis medicinal, tetrahidrocannabinol (THC) y cannabidiol (CBD), tienen efectos agonistas sobre el sistema cardiovascular (en el corazón aislado del cuerpo de un animal).

El THC disminuye la fuerza contracción y el flujo coronario, y al mismo tiempo induce un aumento de la frecuencia, mientras que el CBD aumenta la fuerza contráctela y el flujo coronario, simultáneamente, pero no cambia la frecuencia cardíaca. Estos efectos prevalecen cuando el CBD se administra junto con el THC[3]. Sin embargo, se requiere investigación adicional para establecer si una respuesta similar al CDB sería posible en humanos.

En 2018 se realizó un nuevo estudio sobre el impacto del consumo de cannabis medicinal en los resultados a corto plazo después de un ataque cardíaco.  Entre 1994 y 2013, los registros hospitalarios de pacientes con infarto de miocardio se compararon en ocho estados de Estados Unidos.  Además, se compararon los datos clínicos y los perfiles de pacientes con y sin consumo de cannabis.

Los resultados mostraron que el consumo de cannabis medicinal redujo la mortalidad post-IAM y no estaba asociado con un mayor riesgo de efectos adversos a corto plazo resultados tras el ataque cardíaco.  Una explicación posible para esta reducción de la mortalidad en este estudio es que tomar cannabis medicinal puede tener un efecto preventivo del IAM. Además, resultó que: el cannabis redujo la mortalidad, pero los consumidores tienen un mayor riesgo de ventilación mecánica después de un ataque cardíaco.

Basados en estos resultados, está claro que el cannabis no está asociado con un mayor riesgo, contradiciendo así la hipótesis de que causa efectos adversos después de un ataque al corazón.

Con respecto a la propagación del consumo de cannabis medicinal y de los resultados, parece probable que deben llevarse a cabo estudios adicionales para seguir explorando este descubrimiento y determinar las formas en que el uso de cannabinoides puede estar asociada con mejores y menos resultados negativos después de un ataque cardíaco[4].

¿Te ha gustado este post? Haz una valoración. Este post se ha realizado en base a investigaciones existentes hasta la fecha de publicación del artículo. Debido al incremento de estudios en torno al cannabis medicinal, la información expuesta puede variar a lo largo del tiempo e iremos informando en posteriores escritos.

[1] What Are the Signs and Symptoms of Coronary Heart Disease?»www.nhlbi.nih.gov. September 29, 2014. Archived from the original on 24 February 2015. Retrieved 23 February 2015

[2] Desai, R., et alt (2017). Recreational Marijuana Use and Acute Myocardial Infarction: Insights from Nationwide Inpatient Sample in the United States. Cureus.doi:10.7759/cureus.1816

[3] Trouve R, Nahas G, Stuker O, et al. [Antagonistic effects of two natural cannabinoids on the isolated heart]C R Seances Acad Sci III. 1983;297:191-194

[4] Johnson-Sasso, C. P., Tompkins, C., Kao, D. P., & Walker, L. A. (2018). Marijuana use and short-term outcomes in patients hospitalized for acute myocardial infarction. PLOS ONE, 13(7), e0199705.doi:10.1371/journal.pone.0199705

Rating: 3.4/5. From 5 votes.
Please wait...
Summary
El cannabis podría reducir la mortalidad hospitalaria después de un ataque cardíaco
Article
El cannabis podría reducir la mortalidad hospitalaria después de un ataque cardíaco
Description
El cannabis podría reducir la mortalidad en los hospitales después de un ataque cardíaco. Tomar cannabis puede tener un efecto preventivo del infarto de miocardio.
Author
Publisher Name
Kalapa Clinic
Publisher Logo