El tetrahydrocannabinol (THC) es uno de los principales cannabinoides que se encuentran en la planta de cannabis. Lo descubrió Rafael Mechoulam en 1969 y es, probablemente, uno de los cannabinoides más conocidos junto con el CBD.

Hace más de 3.000 años que el cannabis se usa con fines terapéuticos. Sin embargo, desde 1920 ha sido restringido en muchos países. Algunos gobiernos afirman que el cannabis es una droga de entrada a otras sustancias nocivas. Sin embargo, investigaciones científicas han demostrado que el cannabis es menos dañino que el alcohol y gracias a cannabinoides como el THC se puede utilizar con fines terapéuticos.

Los beneficios terapéuticos del THC

Una de las características más conocidas del THC es que se trata de un componente psiacoactivo del cannabis. Sin embargo, el tetrahydrocannabinol cuenta con muchas propiedades terapéuticas:

  1. Alivia el dolor: los efectos analgésicos del THC es uno de los principales usos terapéuticos del cannabis
  2. Alivia las náuseas y vómitos: desde 1980 existen píldoras para pacientes con cáncer que contienen THC y reduce efectos secundarios de la quimioterapia como las náuseas y los vómitos.
  3. Aumenta el apetito: Es uno de los beneficios terapéuticos del THC más comunes. El tetrahydrocannabinol estimula el apetito de personas con trastornos alimentarios como la anorexia o a personas con enfermedades como el cáncer y el VIH.
  4. Ayuda a dormir: el THC es, en parte, responsable del efecto inductor del sueño que tiene el cannabis medicinal. De hecho, varios estudios de la década de los 70 probaron que el THC ayuda a personas insomnes a conciliar el sueño más rápidamente.
  5. Trastorno del estrés postraumático: el THC provoca interferencias entre la interacción y el procesamiento de la información dentro del hipocampo, el lugar de nuestro cerebro donde se forman los recuerdos. Este efecto ayuda a reducir los flashbacks que sufren las personas con trastorno del estrés postraumático.

Las pruebas sobre estos y otros beneficios terapéuticos del THC han llevado a la FDA a aprobar oficialmente algunos medicamentos que contienen tetrahydrocannabinol para tratar, por ejemplo, las náuseas o estimular el apetito. Pese al estigma que existe en torno al uso del cannabis medicinal, el THC tiene muchos beneficios terapéuticos.